Como hemos afirmado en este espacio, el mayor activo de una empresa es su capital humano, los empleados son los que hacen que una empresa funcione y tenga éxito, los que engrandece a la compañía. Desde la posición más humilde hasta los grandes directivos, todos deben sentirse comprometidos y estar seguros de que pertenecen a una gran corporación.

Para cualquier empresa tener el personal calificado en cada uno de sus puestos es un logro muy importante y perder a uno o a varios de sus empleados en puntos estratégicos, representa no sólo pérdidas económicas sino, además, y en muchos sentidos, también significa perder prestigio ante sus competidores.

La rotación de personal influye directamente en el adecuado funcionamiento del negocio y sucede por motivos diversos, tiene un fuerte impacto en el desempeño de los trabajadores y afecta directamente al llamado “Employer Branding” de la empresa.

¿QUÉ ES LA ROTACIÓN DE PERSONAL?

La rotación de personal se refiere fundamentalmente a cuando un determinado empleado sale, por el motivo que sea, de la empresa y en su lugar entra un nuevo trabajador a ocupar el puesto que quedó vacante. Cuando este movimiento se da repetidas veces y en varios departamentos de la compañía, se dice que tiene una alta rotación de personal.

Esto tiene efectos negativos en el funcionamiento de la compañía y los encargados de Recursos Humanos deben analizar las causas que provocan esa alta rotación para tomar las medidas adecuadas y detenerla ya que este tipo de fenómenos le cuesta mucho dinero al negocio.

ROTACIÓN VOLUNTARIA.

Es cuando un empleado decide dejar la compañía de manera unilateral. Las causas pueden ser varias: porque encontró un mejor trabajo y con más sueldo en otra empresa, o que le ofrece mejores posibilidades de desarrollo y crecimiento. También se da por diferencias con algunos compañeros de trabajo, porque se consideran mal valorados o porque no se adaptaron a la cultura y valores de la empresa.

Muchas empresas se esfuerzan por ofrecer sueldos competitivos y prestaciones superiores a las de la ley, pero no siempre se le puede dar gusto a todos. Existen empleados que, a pesar de sentirse cómodos en una empresa, piensan que no tienen el suficiente reconocimiento de sus jefes a sus méritos y logros, lo que provoca que no se sientan valorados ni que exista un vínculo de pertenencia entre ellos y la empresa.

ROTACIÓN INVOLUNTARIA.

Esta ocurre cuando la empresa se ve obligada a prescindir de los servicios del empleado, pero cuando sucede un despido no siempre es responsabilidad del trabajador, muchas veces también tiene que ver la forma de trabajar de la empresa. Es ahí donde los encargados de Recursos Humanos deben cuestionarse si ese despido era necesario, al hacer una valoración del trabajador despedido y revisar sus antecedentes se pueden dar cuenta que era un empleado valioso y con buena preparación. Entonces, ¿qué ocasionó que un buen elemento no rindiera de manera plena o que no cumplió con lo que se esperaba de él?

La respuesta puede estar en la política laboral de la misma empresa, que los horarios no son los adecuado, que estaba sobre valuado para el puesto, que el ambiente de trabajo no es el adecuado, etc. Y si ese es el motivo de despidos frecuentes, se debe hacer un análisis de todos los factores para que se detenga esa rotación de personal que no beneficia en nada a los trabajadores ni a la misma empresa.

PROCESO DE RECLUTAMIENTO ADECUADO.

Para evitar la rotación de personal, los encargados de Recursos Humanos deben preocuparse por hacer una buena selección de los empleados, que cada trabajador, además de una buen curriculum, tenga las habilidades y competencias que el puesto exige. Además, se debe vigilar que el candidato encaje con el perfil y la cultura de la empresa.

De nada sirve contratar a un excelente profesional si personalmente no empata en nada con los valores de la compañía, si sus objetivos no son los mismos y si el ambiente laboral no es el óptimo. Una mala selección de personal representa, a la larga, un costo muy elevado para la empresa y afecta su “Emplyer Branding”.

¿QUÉ ES EL EMPLOYER BRANDING?

Es concepto que surge en los Estados Unidos por los años 60’s del siglo pasado y se empezó a popularizar en Latinoamérica a partir de la primera década de este siglo y se refiere principalmente a “la marca de una empresa como empleadora”. Es decir: la imagen que tiene una empresa no sólo hacia sus clientes sino también hacia sus propios empleados y, sobre todo, la imagen que perciben de la empresa sus posibles candidatos a ocupar un puesto en ella.

Actualmente la mayoría de las empresas están conscientes de cuidar su “Employer Branding” ya que es tan importante como su imagen global. Las compañías saben que, para ganar la batalla de conseguir el mejor talento, deben mejorar su marca como empleador y deben tratar a los candidatos como tratan a sus clientes.

Ahora los candidatos tienen a su alcance toda la información que necesitan sobre las empresas y son muy críticos y cuidadosos en lo que buscan y esperan de cada negocio. Basta con buscar en Google o en las redes sociales información de la empresa y consultar opiniones de otros trabajadores, así se forman una opinión previa antes de optar por una oferta de trabajo en esa compañía.

Las empresas saben que, si quieren mantenerse en el mercado de manera competitiva y atraer al mejor talento, deben cuidar muchos su presencia en las redes sociales y la información que comparten sus empleados en internet. Deben cuidar la percepción que sus empleados tienen de la empresa, del ambiente de trabajo, de la cultura empresarial, etc. y no sólo la percepción que tienen sus posibles clientes o compradores.

Para evitar la rotación de personal que representa grandes pérdidas económicas, se debe analizar, de manera objetiva y verdadera, los factores que ocasionan esa rotación y actuar en consecuencia. Ya sea rediseñando el modelo de producción, mejorar el ambiente de trabajo, escuchar y valorar las opiniones de los trabajadores y mejorar de manera significativa el Employer Branding de la compañía para obtener los mejores resultados y cumplir con los objetivos y metas que se la organización se ha trazado y ahí es donde los encargados de los Recursos Humanos juegan el papel más importante para el futuro de la empresa.

Texto: Ricardo Tejeda

Para Machgroup Mx

¡Gracias por comentar y compartir la información!

Abrir chat